Nueva Rumasa quiere liquidar su deuda con la banca pagando un 20%

Nueva Rumasa ha trazado una nueva estrategia frente a sus principales acreedores, Santander y Royal Bank of Scotland (RBS). Ambos han vendido los derechos sobre la deuda de las empresas de los Ruiz-Mateos, que ascendía a unos 300 millones en el caso de la entidad presidida por Emilio Botín y a alrededor de 30 en el de RBS.

Ahora, el hólding ha presentado un recurso de retracto contra RBS, que habría cedido esta deuda por el 20% de su valor (segun los cálculos de Nueva Rumasa). El grupo quiere ejercer su derecho a igualar la oferta y en los próximos días presentará otro recurso contra Santander.

En el caso de que las dos entidades financieras no desvelen el importe por el que han cedido los compromisos de pago, Nueva Rumasa intentará recuperarlos por un sólo euro, ya que “la compañía tiene derecho de tanteo”, según apunta Joaquín Ybancos, abogado de confianza de la familia Ruiz-Mateos. Por el contrario, si los acreedores revelan el montante de la operación, el hólding de la abeja tendría un plazo de nueve días para igualar la oferta. Un conflicto de esta naturaleza podría prolongarse durante diez años.

Acreedores
“Haré todo lo que haga falta para pagar”. José María Ruiz-Mateos ha comparecido tras reconocer que el grupo no puede hacer frente a la devolución de los pagarés de los ahorradores privados que invirtieron en las emisiones de deuda del hólding.

En su lugar, el patriarca de los Ruiz-Mateos ha cedido ante notario los derechos de cobro que pueda conseguir algún día, si finalmente gana el pleito contra el Estado por la expropiación de Rumasa. “No me importa morir, sólo me importa la verdad y me importa pagar”, ha asegurado.

A diferencia de otras ocasiones desde que salieron a la luz los problemas financiueros de Nueva Rumasa, el empresario ha comparecido solo ante los medios, sin el apoyo de sus hijos, ni siquiera de José María Ruiz- Mateos junior, que actualmente es consejero delegado del grupo y comparte nombre con su padre.

El patriarca también ha hablado de una segunda expropiacion para referirse a la entrada de los administradores concursales en algunas compañías del grupo. “Han llegado unos intrusos y se han apropiado de todo”, señaló.

Fuente: Expansión